La vida trasciende las formas

La forma física es como todas las formas; está en un constante proceso de renovación. Pretender inmovilizar las formas es pretender inmovilizar todo lo que es cambio. Las personas a quienes amamos no son nunca formas, si no que es ese espíritu viviente que está animando a las formas , que está dando sentido, riqueza, valor, a las formas. Y esta persona real que está detrás de las formas nunca desaparece, porque es la vida misma. Si yo ahora, en mi vida cotidiana, aprendiera a darme cuenta de que estoy relacionándome , no con cuerpos que se mueven, si no con seres vivientes, con inteligencias y voluntades, con un yo que se expresa, y aprendiera a ver que estoy relacionándome directamente con este yo que hay detrás de la apariencia física, y me viera a mi mismo como yo, descubriría que la realidad misma de mí mismo, como vida, es totalmente independiente de las formas a las que da lugar. Descubriría entonces que la vida es algo al margen de las formas. La vida trasciende las formas.

Estracto de una de las charlas de Antonio Blay

Leave Comment

Category: Yoga


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *